Rechercher
  • Juan José Cea Escobar

Y? Cómo le hacen allí en Montréal, Québec, Canadá?

Mis à jour : avr. 16

31 de marzo del 2017

Pues... Tú vas a crear tu propio universo. Seguro te lo han dicho antes, se bueno y experto en lo que haces, ten paciencia, más temprano que tarde llegará el momento indicado para demostrarlo.

Evita andar trayendo los diplomas y tu pasado como que fueran banderas, aquí no eres nadie hasta que pruebes lo contrario...


Réstale a tu vida 2 años para aprender el idioma "BIEN" y adaptarte a la sociedad. Dicho de otra forma, es solo para echarte vuelo.


Cuando te bajes del avión, bájate con los dos pies, no dejes uno arriba. En otras palabras, si tienes un Plan B o C, trata que todos sean aquí.


No te contamines con las frustraciones vividas por tus compatriotas u otros inmigrantes que se rinden y se devuelven constantemente a sus países, para volver e irse nuevamente. Encontrarás un montón a lo largo del camino y cada camino es diferente. Ellos sabrán sus "porqués" y tu vas a crear los tuyos.


Los prejuicios inculcados a lo largo de tu vida son algo que NO debes echar a la maleta. Un plomero, mecánico, electricista o limpia baños, es igual de respetado que un banquero, químico o doctor, no, no le hagas asco a trabajar en lo que sea; eso muestra lo capaz que eres de afrontar lo que se venga. Nadie te dice que te lo quedes haciendo toda tu vida.


Puede que que no sea fácil dejarlo, sobre todo cuando te acostumbras al flujo constante de dinero. Idealmente este trabajo lo guardas solo al principio y es la manera más fácil de pasar la etapa 1 (IDIOMA Y ADAPTACIÓN). Si juegas bien tus cartas, este país te da la oportunidad de hacer lo que más te gusta y vivir bien para contarlo.


Antes de criticar a la sociedad donde llegas por la razón que sea, espera a hablar el idioma y entender un poco de su historia e idiosincrasia. Antes de repetir la crítica o el comentario de un "nuevo amigo" de tu propia cultura, también averigua su experiencia y los errores que pudo haber cometido. Las malas experiencias son muy pocas veces a causa de la mala suerte


Lo que puedes estar segura (o), es que en este lugar, hagas lo que hagas, siempre se avanza, si, a distintas velocidades y dependiendo de cada uno, pero siempre estarás subiendo.


Cuando logres tu permiso, residencia o ciudadanía, nunca más te levantarás con el miedo de un día decir: "y ahora que hago?


" Suerte y nos vemos por ahí!


7 vues0 commentaire

Posts récents

Voir tout